Infusiones para ayudar a curar catarros

By 25th noviembre 2017 Educación

El resfriado o catarro es una de las afecciones más habituales. Compartimos con vosotros algunas infusiones que ayudan a nuestro cuerpo a prevenir y curar catarros. En general, nos resfriamos de dos a cinco veces al año. Se caracteriza por la infección aguda de las vías respiratorias altas. Para aliviar y reforzar las defensas existen varios remedios naturales que nos ayudarán a disminuir los síntomas y acelerar nuestra recuperación.

Os recomendamos escuchar a vuestros cuerpos, descansar durante el proceso y acudir a pequeños hábitos como los vahos (que, por ejemplo, se pueden hacer con hojas de eucalipto) y baños calientes. También, tomar algunas infusiones con una rodaja de limón y miel. Hoy queremos compartir con vosotros algunas de nuestras favoritas:

1. Té de Sauco

Si quieres que el catarro te dure menos y desaparezca la molesta tos, toma té de saúco (mejor si se hace con los frutos o bayas frescas), expectorante y rico en vitaminas A y C. O cuando la tos es fuerte una infusión con hojas de tilo te aliviará mucho.

2. Raíz de Jengibre

Contra las flemas o mucosidades respiratorias toma infusiones de hojas de capuchina, una planta que actúa como descongestionante. Una infusión de raíz de jengibre fresca es expectorante y despeja las fosas nasales.

3. Tomillo

El tomillo es un excelente antiséptico y expectorante para la tos, pero además calma los escalofríos y la sensación de fiebre, hazte una infusión con sus hojas o flores.

4. Laurel y canela

El Laurel y la canela tienen efectos bactericidas, antisépticos, expectorantes y antiinflamatorios. Os recomendamos hacer infusión de una cucharadita de hojas de laurel, una de canela y una de salvia en una taza de agua hirviendo y disfrutar caliente.

5. Violetas

El jarabe de violetas para la tos es muy antiguo. Se prepara vertiendo 1 litro de agua hirviendo sobre una taza de flores de violetas frescas machacadas y sus hojas. Tras ello se dejar reposar durante 12 horas, se cuela y se utiliza un paño para filtrar. A la mezcla de añadimos azúcar o cualquier otro edulcorante y dejamos que espese. Conservandolo en un frasco de vidrio se debe tomar de 1 a 3 cucharadas de la mezcla al día.

Como veis muchos de estos remedios se encuentran en la despensa de cualquier hogar. Si no disponéis de alguno de ellos siempre podéis preparar un té con unas gotas de limón y miel, apagar los aparatos electrónicos y dedicar un rato a escuchar vuestro cuerpo: la escucha consciente de vuestro organismo os ayudará a sanar. Recurrir al botiquín natural nos ayudará a volver a conectar, también, con nosotros mismos.

Secretos del Agua
NEWSLETTER
Suscríbete a nuestro boletín para conocer todas las novedades de Secretos del Agua™ antes que nadie
SUSCRIBIRSE
close-link